A casa das linguas

Calendarios de adviento

Vivimos en un tiempo donde todo tiene que ser rápido e inmediato. Esperar se ha convertido en algo que se debería eliminar de la vida. Esperar es sinónimo de perder tiempo y se considera algo terriblemente negativo. En una parada de autobuses o en el metro la gente no mira a los/las demás, se escribe correos o wasaps o se mira el Facebook. Pero ¿qué tiene de malo esperar? ¿Acaso se ha olvidado que las buenas decisiones necesitan tiempo? Y no solo eso. Parece que también hemos olvidado lo bonito que es tener que esperar para que pase algo muy esperado.

Una manera de enseñarle a los/las niños/niñas esta paciencia la ofrece el tiempo de Adviento, estas 4 semanas antes de Noche buena. Para los/las niños/ es sumamente difícil esperar hasta el 24 de diciembre o 6 de enero para recibir unos regalitos, pero como no les queda otra tienen que aguantar. Una manera de “endulzar” este tiempo de espera es el calendario de adviento que consta de 24 ventanitas numeradas.

A partir del 1 de diciembre se puede abrir cada día una ventanita detrás de la que se encuentra como recompensa un chocolatito. Y así se va abriendo cada día una ventanita hasta que todas las ventanas del calendario estén abiertas lo cual es el 24 de diciembre – y no en la caja del supermercado como lo he visto en alguna ocasión.

Contáctanos por whatsapp
es_ES